Estudiar oposiciones en una academia

En los últimos años los puestos de trabajo en la administración pública han ganado interés. Las dificultades y vaivenes  del mercado laboral actual y la estabilidad de un trabajo de por vida hace que sea una salida profesional atractiva para muchos.Ahora que has decidido presentarte a oposiciones, seguro te estarás preguntando si te apuntas a una academia de oposiciones para preparártelas y si el gasto te merecerá la pena.

Seguramente has escuchado todo tipo de opiniones, sin embargo, no hay una respuesta mejor o peor ya que esta decisión depende exclusivamente de cada persona. Tienes que valorar qué tal se te da estudiar bajo tu propia dirección, como te vas a organizar y si tienes auto disciplina para seguir un plan de estudio, además de tener en cuenta tu capacidad económica, para determinar que te conviene más para estudiar oposiciones.

Las academias de oposiciones son la opción elegida y recomendada de muchos ya que ellas se adquiere una preparación sólida para superar unas pruebas que normalmente abarcan un material muy extenso y donde no sólo nos vale con aprobar, sino que también tenemos que estar entre los mejores para sacar la ansiada plaza.

Por ello, a la hora de estudiar oposiciones, las academias nos ofrecen las siguientes ventajas:

  1. Orientación Académica.  Las  academias cuentan con programas de estudios donde se aborda el temario oficial de manera organizada y estructurada.  Normalmente este temario será muy extenso y esto nos ayudará a programarnos, seguir nuestro progreso y determinar qué contenidos han sido abordados y cuáles están pendientes de ser cubiertos.
  2. Acceso a una gran cantidad de material didáctico, resúmenes y esquemas. Adicionalmente tendrás a tu disposición exámenes y test similares a la prueba oficial, lo que te dará una mayor preparación.
  3. Material de estudio actualizado.
  4. Un equipo docente que estará a tu alcance para resolver nuestras dudas  y atendernos de manera individualizada.
  5. Motivación y disciplina. Si decides estudiar oposiciones, te embarcarás en un reto que te supondrá meses e incluso años de esfuerzo y sacrificio. En las academias te verás envuelto en un plan de estudio que te exigirá trabajo de manera constante. Además tendrás compañeros opositores en la misma situación que tú, con lo que poder compartir tus conocimientos e inquietudes y hacer la experiencia más enriquecedora.
  6. Modalidad presencial u online. A la hora de elegir como estudiar las oposiciones, muchos centros ofrecen estas dos opciones para que escojas la que más se ajuste a tus necesidades. Las ventajas de asistir a clase en persona son conocidas, como un trato más cercano con el profesor y los alumnos.  Si por el contrario trabajas, no dispones de tanto tiempo libre y no puedes seguir un horario, es mejor decantarse por las clases virtuales. El contenido será normalmente el mismo y además, suelen ser más baratas que las presenciales.

Estudiar para unas oposiciones es una prueba de fondo, una carrera de resistencia donde la constancia y la dedicación son fundamentales para el éxito. En esto, las academias nos sirven como guía y apoyo para alcanzar el objetivo de conseguir esa plaza a la que tanto se aspira. Así que mucho ánimo y suerte.